Reynosa , Tamaulipas , Mx Año 1 Jueves , 18 de Enero del , 2018
Inicio
Direción: Juan Manuel Villarreal H.

Fecha:2014-12-05 Por: Redacción | Enlace Digital

 

Un estudio afirma contundentemente que los ateos disfrutan más del sexo a diferencia de las personas con ciertas creencias religiosas.

La vida sexual de las personas religiosas se ven afectada por el estigma dominante de sus creencias. Ellos guardan un sentimiento de culpa durante el coito que se mantiene durante semanas, afirman investigadores de la Universidad de Kansas.

Razones del por qué ateos disfrutan del sexo

Discuten sus fantasías sexuales sin ningún remordimiento. Son abiertos al tratar estos temas y no tienen reparo en realizarlos.

Practican la masturbación, sexo oral y disfrutan de la pornografía sin temor a transgredir normas religiosas, despertando así su apetito sexual.

Existe la percepción de que los padres religiosos dan una débil educación sexual a sus hijos, en comparación con quienes no son creyentes.

Se siente libres de prejuicios porque no siguen una “guía moral” que limite ciertas prácticas sexuales.

Le dan importancia a su vida sexual y buscan diversas formas de satisfacerlas, así como las ocasiones.

Según el estudio Sexo y secularismo, liderado por el sociólogo estadounidense, Darrel Ray, la lista de religiones cuyos feligreses manifiestan mayor culpabilidad por tener deseo sexual, la encabezan los mormones, seguidos por los Testigos de Jehová, pentecostales, adventistas del séptimo día y Bautista. En menor medida se encuentran los católicos y luteranos.

Esta información debe tomarse con mucha cautela, pues el sociólogo reconoce que el sentimiento de culpabilidad no es un freno para las personas religiosas a la hora de practicar sexo, sólo les hace sentirse mal, situación que los lleva a pedir perdón.

Mientras que Mark Regnerus, sociólogo de la Universidad de Texas, opina que estas conclusiones deben “manejarse con pinzas”. Incluso, considera que podría ser una visión simplista y reduccionista.

Las relaciones y el deseo sexual son temas muy íntimos relacionados con diversos aspectos. Por lo que cómo se vive la sexualidad no está sujeta al 100% por una creencia religiosa. Así que si los ateos disfrutan más, no necesariamente podría explicarse por su falta de fe ¿Tú qué opinas?

 

Salud180.com

 
Mail: contactoenlacedigital@gmail.com